Skip to content

Asesinato en masa: investigando si fue un intento de robo o un ajuste de cuentas

Esta mañana Pablo Flores, conductor de la línea 218, fue asesinado

Asesinato en masa: investigando si fue un intento de robo o un ajuste de cuentas

Asesinato en masa: investigando si fue un intento de robo o un ajuste de cuentas

Los resultados de las primeras encuestas realizadas por las autoridades a Pablo Flores, el conductor de la línea 218 que fue asesinado a primera hora de la mañana, muestran que fue ejecutado con cuatro o cinco disparos y que los atacantes fueron dos.

La causa del asesinato está siendo investigada, ya que los investigadores dicen que los atacantes nunca intentaron subir al autobús y no se llevaron nada de sus pertenencias. Había dos atacantes que se acercaron a la unidad por el lado izquierdo y le dispararon a quemarropa.

Por este motivo, la policía está intentando averiguar si se trata de un caso de venganza contra el conductor interno 75, que estaba de vacaciones en el momento del atentado y sustituyó a Flores, por lo que tendrá que declarar en la comisaría del Virrey de Pino en las próximas horas.

El asesino, por otra parte, escapó con un cómplice a bordo de un Peugeot 504 blanco, como declararon los testigos ante el fiscal Federico Medone de la fiscalía temática de la brigada de homicidios, que estuvo trabajando en la escena hasta aproximadamente las 6 de la mañana.

Fue en este mismo lugar donde esta mañana, poco después de conocerse la noticia del asesinato, se registraron incidentes cuando los compañeros de Flores se reunieron allí para protestar y exigir justicia.

“Exigimos un compromiso inmediato y absoluto de las autoridades para proporcionar la seguridad que los trabajadores necesitan, así como las condiciones necesarias e indispensables para seguir realizando una tarea esencial para la sociedad en medio de esta impactante pandemia”, dijo la UTA.