Skip to content

Promueven una ley de etiquetado a favor de la alimentación saludable

Se trata de un sistema de alerta que indica fácil y rápidamente si el producto tiene niveles de sodio, grasas y azúcares superiores a los recomendados

Promueven una ley de etiquetado a favor de la alimentación saludable

Promueven una ley de etiquetado a favor de la alimentación saludable

Para que sea más fácil, rápido y preciso informar a la población sobre la composición de los alimentos que consumen a diario y sus posibles efectos nocivos para la salud, el gobierno está promoviendo una ley sobre el etiquetado frontal de los alimentos.

Esta medida, desarrollada por los Ministerios de Desarrollo Productivo, Salud y Agricultura, tiene por objeto ampliar el acceso a la información nutricional sobre la base de un sistema de alerta que indica claramente si el producto contiene niveles de sodio, grasas y azúcar superiores a los recomendados.

El objetivo es también “contrarrestar la epidemia de sobrepeso y obesidad que afecta a nuestro país”, dijo la Ministra de Comercio Interior Télam Paula Español, añadiendo que “la base de cálculo se fijará en 100 gramos y se incluirá una leyenda sobre los edulcorantes”.

De los tres sistemas de etiquetado existentes, Argentina eligió el sistema de alerta, que consiste en uno o más sellos negros en el frente del envase, indicando si el producto tiene un alto contenido de sodio, grasa y azúcar. Este formato ya se utiliza en Chile y Uruguay y ha dado excelentes resultados desde su introducción.

¿Por qué es tan importante esta medida?

Según los datos de la Segunda Encuesta Nacional de Nutrición y Salud (ENNyS2), 7 de cada 10 adultos y 4 de cada 10 niños y adolescentes de entre 5 y 17 años tienen sobrepeso en nuestro país. Este problema se agrava, entre otros factores decisivos, por la falta de información nutricional.

En este contexto, Español señaló que “el 70% de la población mayor de 13 años no lee la información nutricional del envase”, por lo que “es responsabilidad del Estado garantizar el acceso a una información clara, sencilla y precisa y alentar a los consumidores a elegir alimentos de mejor calidad nutricional”.

El proyecto también señala “la relevancia de la regulación en el ámbito escolar, la publicidad y el patrocinio de productos de baja calidad nutricional para niños y adolescentes”, dice Paula Español en su cuenta de Twitter.

Basándose en la experiencia de otros países de la región, se sabe que la introducción de esta herramienta ha ayudado al 20% de los productos alimenticios a mejorar su composición nutricional para reducir la presencia de sellos en los envases.

Andrea Graciano, director de Fagran, dijo a Télam que “el etiquetado frontal, si bien no tiene como objetivo reformular los productos, lleva indirectamente a la industria a seguir promoviendo las ventas, ya que a largo plazo cada vez menos personas consumen productos de menor calidad nutricional”.

¿Cuándo será aprobado?

El proyecto preparado por el ejecutivo ya ha sido presentado a la Comisión Nacional de Alimentación (Conal) y al Mercosur. “Lo estamos impulsando a nivel del Mercosur porque es el área en la que estamos integrados económicamente y que queremos preservar y profundizar a lo largo del tiempo”, dijo el Ministro de Comercio Interior.

Explicó, sin embargo, que “los plazos a nivel regional a menudo no coinciden con el ritmo requerido para ciertas cuestiones. Por eso también estamos trabajando en el campo de la discusión nacional, el Conal”.