Skip to content

Se suspende la peregrinación a Luján

El Arzobispo de Buenos Aires confirmó la suspensión de uno de los eventos más importantes para la Iglesia Católica en Argentina.

Se suspende la peregrinación a Luján

Se suspende la peregrinación a Luján

La peregrinación a Luján es uno de los eventos más importantes para la Iglesia Católica Argentina. Se suspendió debido a la pandemia de coronavirus, como lo confirmó el arzobispo de Buenos Aires, Mario Poli.

Cada año miles de fieles abandonan las parroquias de la ciudad de Buenos Aires y los suburbios o espontáneamente dejan sus casas y caminan hacia la Basílica de Luján, a unos 60 kilómetros al oeste de la capital federal.

El evento fue planeado para la primera semana de octubre y su 46ª edición fue suspendida. Poli invitó a los fieles a rezar en esta ocasión “en la iglesia, en la parroquia o simplemente en casa”.

Con respecto a esta decisión, el Arzobispo explicó que todos los ministerios involucrados en la organización y el funcionamiento de la peregrinación “están afectados por la pandemia”. “Queríamos decirles esto porque, a pesar de las circunstancias, algunos de ustedes seguramente tienen una promesa que deben cumplir debido a una gracia recibida de la Virgen, y también rezar por una circunstancia especial por la que un miembro de la familia o un amigo está pasando”, dijo Poli en un video difundido en Facebook.

En este contexto, llamó a los que participarían en la ceremonia a “cambiar esta promesa, y seguramente nos reuniremos el próximo año para ser testigos de nuestra devoción a la Virgen María”.

Poli llamó a los fieles a “apoyar con la oración” a los doctores y enfermeras y al personal de los hospitales en las clínicas “que están en primera línea”. “Sabemos que hay muchas personas que están pasando por un momento difícil; la solidaridad nos llama a rezar mucho y a pedirle ayuda a Dios”, dijo el Arzobispo.