Skip to content

Soledad Acuña: “Las escuelas van a sacar los pupitres a la calle”

El Ministro de Educación de Buenos Aires aseguró que están trabajando para garantizar el regreso a las aulas. Un proyecto: habilitar espacios al aire libre para evitar el contagio.

Soledad Acuña:

Soledad Acuña: "Las escuelas van a sacar los pupitres a la calle"

Durante casi seis meses, los estudiantes y los maestros de todos los niveles no han ido a la escuela debido a la pandemia. Las clases y los talleres se han puesto en Internet, lo que ha permitido continuar la enseñanza, el diálogo y el espacio.

Hay, sin embargo, algunas personas que han notado restricciones en estas circunstancias. Los sectores en los que no hay acceso a Internet se convierten en salas sin conectividad y sin posibilidad de asistir a clases. A esto se añade la estrechez que hace que muchos niños que están expuestos a la violencia y el abuso en sus familias no puedan salir de sus casas.

En este contexto, el gobierno está trabajando en medidas que puedan asegurar que los alumnos sigan siendo acompañados y permanezcan en contacto con sus maestros. Entender la escuela como un espacio de contención y a menudo de creación.

En este contexto, la Ministra de Educación de Buenos Aires, Soledad Acuña, mencionó que una de las propuestas es colocar los bancos al aire libre. “Estamos trabajando duro y cada día pensamos en cómo reclamar los espacios de la presencia. La escuela no es sólo para aprender, los niños están perdiendo el espacio para la socialización, para el crecimiento entre pares, para el desarrollo de habilidades a través del trabajo en equipo”, dijo el funcionario en un diálogo con María Isabel Sánchez en Encendidos en la Tarde de Radio Mitre.

“Nos preocupa no poder encontrar una alternativa, por lo que buscamos constantemente maneras de estar presentes de nuevo”, añadió.

La propuesta consiste en un retorno gradual. “Primero empezamos con los niños que han dejado la escuela. En segundo lugar, los más jóvenes, que comenzaron el primer grado y no conocían la escuela y su maestro, y que están aprendiendo a leer y escribir en casa. Tercero, los niños que terminan la escuela secundaria deben completar un ciclo de educación obligatoria.

“Las escuelas pondrán los escritorios en la calle. Cortaremos la calle frente a cada una de las escuelas secundarias públicas y privadas para que se reúnan dos veces por semana con sus compañeros y profesores para celebrar la finalización de tan importante ciclo”, dijo.

“Hoy haremos la presentación formal de las actas; si todo va bien, planeamos comenzar a dar la bienvenida a los niños y niñas el 28 de septiembre. El acta también está acompañada de la firma del Ministro Quirós”, concluyó el Ministro.