Skip to content

Axel Kicillof amplió la congelación de las tarifas eléctricas en la provincia

Los aumentos se han suspendido desde enero de este año.

Axel Kicillof amplió la congelación de las tarifas eléctricas en la provincia

Axel Kicillof amplió la congelación de las tarifas eléctricas en la provincia

El gobierno de Buenos Aires acordó extender la congelación de las tarifas eléctricas de los cuatro principales distribuidores que conforman la empresa DESA y son responsables de proveer el servicio en la provincia. La medida es válida hasta el final del año.

El acuerdo fue firmado por Axel Kicillof y su Ministro de Infraestructura y Servicios Públicos, Agustín Simone, y Rogelio Pagano, Presidente del Grupo DESA, que agrupa a los cuatro concesionarios eléctricos (Eden, Edes, Edea y Edelap).

Se trata de una adición que suspende los aumentos arancelarios que deberían haber estado en vigor a partir del 30 de junio por un período adicional de 180 días naturales a partir de esa fecha. Es, según la declaración oficial, “en vista del impacto que la crisis sanitaria ha tenido en la solvencia de los usuarios”.

“De esta manera, la provincia se une a la acción que está llevando a cabo el gobierno nacional en relación con la pandemia”, dice una declaración.

También dejaron claro que la disposición “forma parte de la continuidad del proceso de revisión de las tablas de tarifas y los problemas planteados por los distribuidores de energía”, explicó el personal de Simone.

“En este contexto, la Secretaría de Estado de Energía está analizando la información que necesitan las empresas para asegurarse de que están cumpliendo con las inversiones que han prometido”, concluyeron.

“Cuidar de los que más lo necesitan en este contexto es una prioridad fundamental”, dijo Kicillof en su cuenta de Twitter.

A principios de año, cuando se firmó la congelación, el gobernador admitió que el “ICT”, un puesto creado por su predecesora María Eugenia Vidal, seguía siendo acusado. Se trataba de un mecanismo para que los distribuidores recuperaran las diferencias de costos que habían surgido como consecuencia de la devaluación del peso durante los cuatro años de la administración de Mauricio Macri.

La Provincia también autorizó la suspensión de las penas para los distribuidores provinciales y municipales durante el período especificado de la congelación. Aunque no es un decreto en este caso, advirtieron.

En enero de este año, el gobierno de Kicillof pospuso por seis meses el aumento promedio del 25% de las tarifas eléctricas para los usuarios de Buenos Aires. Este fue el ajuste hecho por la compañía Vidal el día después de las elecciones parlamentarias de 2019. Fue la manzana de la discordia entre la dirección saliente y la nueva dirección del Frente de Todos lo que dificultó la transición. Una de las primeras medidas adoptadas por el actual ministro Simone en enero fue activar un acuerdo con los proveedores de servicios para suspender los aumentos durante 180 días. Lo hizo en virtud de la Ley de Emergencia aprobada por la legislatura a finales de diciembre de 2019.

El acuerdo siguió contando con el apoyo de Pagano, director general de las cuatro concesionarias responsables de la distribución de energía en el interior de Buenos Aires, llegando a 1,4 millones de usuarios. El sistema provincial se completará con casi 200 cooperativas de servicios alcanzadas por esta resolución, que suministrarán electricidad a 936 mil hogares en las ciudades y pueblos de Buenos Aires.

El protocolo contiene una sección en la que, al final del período de bloqueo, “se realiza un examen exhaustivo de cada uno de los elementos que componen la tarifa eléctrica para analizar cuáles pueden ser las actualizaciones”. También se examinarán los progresos de las inversiones y los indicadores de calidad de los servicios. El 28 de octubre de 2019, las autoridades provinciales ordenaron un aumento del 50% en la distribución de electricidad para enero de 2020. Esto daría lugar a un aumento del 25% de los aranceles para los hogares. Este aumento fue revertido por Kicillof.

La calidad de la prestación de servicios está en la misma longitud de onda. El ayuntamiento de La Plata ya ha advertido de sucesivos cortes de luz en la capital de la provincia y su área de influencia.

En el contexto de los sucesivos apagones, este martes el ayuntamiento Gastón Crespo (GEN ) mantuvo una reunión virtual con el director de la OCEBA, Roberto Daoud, para analizar la situación.

Durante la reunión, el Ayuntamiento informó a las autoridades que “la crisis del distrito en relación con los servicios prestados por la empresa EDELAP es insostenible. Durante meses, los vecinos se han visto afectados por cortes permanentes o tensiones menores que afectan a su vida cotidiana y más aún en la cuarentena”, subrayó.

Daoud compartió la preocupación y prometió activar el centro de control para “abrir canales de diálogo para buscar soluciones inmediatas para los usuarios”.