Skip to content

IFE Anses: ¿Cuáles son las cinco claves para el tercer pago?

El Gobierno ya está esbozando las características que tendrá el próximo tramo de este beneficio.

IFE Anses: ¿Cuáles son las cinco claves para el tercer pago?

IFE Anses: ¿Cuáles son las cinco claves para el tercer pago?

El gobierno confirmó que habrá un tercer Pago de Ingresos Familiares de Emergencia (EFA) para mitigar el impacto de la cuarentena en la población más vulnerable. El nuevo pago de esta prestación por parte de Anses se llevará a cabo en las próximas semanas. Los funcionarios ya están trabajando para definir el alcance de esta fase del programa, que hasta ahora ha requerido una contribución de 180.000 millones de pesos del Estado. Estas son las cinco claves de lo que está por venir.

Who

Las dos primeras rondas del IFE llegaron cada una a casi 9 millones de personas. Sin embargo, en la siguiente fase, el número de beneficiarios se reducirá a la mitad. La razón de esto es que esta vez el gobierno está tratando de concentrar el bono en aquellos lugares donde todavía existe una cuarentena estricta, haciendo imposible que una gran parte de la población trabaje y se mueva. Por esta razón, se estima que habría 4,5 millones de beneficiarios del próximo pago del IFE. Para recibirlas, deben haberse inscrito en la primera ronda y cumplir con las condiciones establecidas: estar desempleados, trabajar de manera informal, ser empleados domésticos, estar inscritos como único contribuyente A o B, ser titulares de la Asignación General por Hijo (AUH) o de la Asignación General por Embarazo (AUE), sin recibir ninguna otra prestación estatal.

Donde

La tercera ronda del IFE se aplica en las regiones que están en la fase 1 de la cuarentena a partir de hoy. Ya hay dos áreas confirmadas. El primero es el AMBA, que cubre la ciudad de Buenos Aires y el área suburbana. Aquí se concentra el 40% de las personas que reciben este servicio. También habrá una tercera fase del IFE en el Chaco, donde 350.000 personas han recibido este servicio. Otras dos áreas que están en la fase 1 pero que aún no han sido confirmadas para la próxima ronda son la ciudad de General Roca en Río Negro y la aglomeración urbana de Neuquén. También se está analizando si se debería ampliar a Córdoba, aunque la provincia mediterránea está siendo sometida a una cuarentena más flexible. La noticia de que el bono ya no se paga en el interior, donde ya están en la fase 4 de la cuarentena, llevó a los dirigentes de varias provincias a tomar medidas para involucrar a sus distritos en esta tercera fase, argumentando que aunque las industrias y empresas están trabajando de nuevo, la demanda sigue siendo alta y la pobreza se siente fuerte.

Cómo

Anses completa el pago de la segunda fase del IFE Esta vez la agencia intentó que todos los beneficiarios fueran pagados a través de una cuenta bancaria. Como resultado, alrededor de tres millones de personas que habían cobrado a través del Correo Argentino u otros agentes de pago cuando se hizo el primer pago, ahora abrieron una cuenta de ahorros gratuita para recibir el bono. La intención de Anses es que esta segunda ronda del IFE termine con toda la gente sentada en el banco. Así que cuando comience la tercera ronda, el cobro sólo puede hacerse mediante una transferencia a la Clave Bancaria Unificada (CBU) que cada beneficiario ha registrado en Anses.

Si

El segundo lote del IFE se extenderá hasta el 13 de julio. Sólo cuando esta ronda termine puede comenzar la siguiente fase. Por lo tanto, el tercer pago comenzaría ya en la segunda mitad de julio. Es muy probable que el sistema de recolección repita lo que sucedió en la segunda ronda. Esto significa que los propietarios de la AUH y la AUE serán pagados primero, donde los dos activos se depositan juntos. Estos pagos se escalonarían según el último número del DNI para evitar que los cajeros automáticos se saturen cuando vayan a cobrar. Una vez que todos los AUH y AUE hayan recibido el IFE, se pagará al resto de los beneficiarios.

Cuánto

Este es el punto que aún debe ser cerrado. En la primera y segunda fase se pagaron 10.000 pesos a cada uno. Esto dio como resultado que el estado gastara 180 mil millones de pesos. Como la lista de beneficiarios se redujo a la mitad en la tercera fase, se consideró que la cantidad podía aumentarse a 12.000 pesos. Esto significaría una asignación de 54 mil millones de pesos. Sin embargo, Anses trató de mitigar esta posibilidad. “No queremos crear expectativas sobre cambios que aún no se han considerado”, dijeron.