Skip to content

Simplificar los procedimientos de importación de insumos científicos

El equipo y los suministros para la investigación en ciencia y tecnología entrarán a través de un régimen más simple.

Simplificar los procedimientos de importación de insumos científicos

Simplificar los procedimientos de importación de insumos científicos

Resultado de un acuerdo entre la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) y el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación (MINCyT). A partir de ahora será mucho más fácil y barato para las instituciones públicas importar insumos y equipo para la investigación científica o tecnológica que no se produzcan en el país. El mecanismo, que es aplicado operacionalmente por la Dirección General de Administración Aduanera (DGA), tiene por objeto promover la investigación científica en el país.

Específicamente, la decisión permite que todas las importaciones destinadas al sistema científico y tecnológico argentino, que se canalizan a través del Registro de Organizaciones e Instituciones Científicas y Tecnológicas (ROECyT), se realicen a través del servicio puerta a puerta, más allá de los límites de peso y valor aplicables a este tipo de envíos.

Anteriormente, los insumos y equipos para la investigación científica y tecnológica que pesaban más de 50 kilogramos o tenían un valor superior a 3.000 dólares se derivaban automáticamente del régimen general de importación, lo que no sólo ocasionaba mayores costos, sino que además no entregaba las mercancías en la dirección deseada.

Esta medida simplifica el procedimiento de importación, reduce los costos, acorta el tiempo y facilita el proceso. Todas las autoridades e instituciones provinciales o nacionales registradas en la ROECyT que realizan investigaciones científicas o tecnológicas tienen la ventaja de importar insumos que no se producen en el país sin pagar impuestos de importación.

Entre las instituciones que se benefician de esta medida se encuentran la Comisión Nacional de Energía Atómica (CONEA), el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) y todas las universidades públicas que realizan investigaciones científicas.

“Estamos comprometidos con el desarrollo de la ciencia y la tecnología en el país. Este primer paso es una facilitación muy importante para los científicos nacionales, que pueden evitar los trámites aduaneros y recibir todos los insumos directamente en sus laboratorios o centros de investigación”, señaló el director de la DGA, Traverso.

GB