Skip to content

Donald Trump busca el voto de los jubilados con promesas sobre la vacuna del coronavirus

El presidente de los Estados Unidos encabezó un evento destinado a seducir a este grupo, que en 2016 le dio un fuerte apoyo, pero este año podría cambiar su voto.

Donald Trump busca el voto de los jubilados con promesas sobre la vacuna del coronavirus

Donald Trump busca el voto de los jubilados con promesas sobre la vacuna del coronavirus

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, trata de mejorar su apoyo entre los ancianos prometiendo una vacuna gratis contra el coronavirus a los ancianos de los asilos, mientras que su rival demócrata, Joe Biden, denuncia sus “mentiras” sobre la pandemia y sus intentos de detener la reforma del sistema de salud.

Tanto Trump como Biden se centraron en los temas de salud que fueron una prioridad para muchos votantes en la elección presidencial del 3 de noviembre durante sus respectivos mítines de campaña en los estados clave de Florida y Michigan el viernes.

“Te protegeré, te defenderé y lucharé por ti con toda mi energía y convicción”, prometió Trump a los votantes mayores durante un evento centrado en los votantes en Fort Myers, Florida.

Trump ganó la presidencia en 2016 con el 53% de los votos de los mayores de 65 años, según el Centro de Investigación Pew, pero las encuestas muestran que está perdiendo apoyo en este grupo demográfico, que es muy importante en Florida.

Decidido a corregir esta tendencia, el presidente utilizó su evento del viernes para anunciar un acuerdo entre su gobierno y CVS Health y Walgreens para que una vez que esté disponible una vacuna contra el Covid-19, se distribuya gratuitamente a los ancianos de las instalaciones de cuidados a largo plazo y al personal de esas instalaciones.

“Los ancianos serán los primeros en recibir la vacuna y pronto terminaremos la pandemia”, dijo Trump, enfatizando que moverá “el cielo y la tierra” para proteger a los ancianos.

La medida podría beneficiar a hasta 50.000 centros de cuidado de adultos mayores en Estados Unidos, aunque no será obligatoria y los hogares podrán decidir si quieren utilizarla, dijeron funcionarios del Departamento de Salud y Servicios Humanos durante una conferencia de prensa telefónica.

El anuncio llegó al mismo tiempo que las noticias de la compañía farmacéutica Pfizer que tiene implicaciones políticas negativas para Trump: La compañía no planea solicitar la aprobación de emergencia del gobierno de EE.UU. para su vacuna antes de la tercera semana de noviembre.

Esto hace prácticamente imposible que Trump anuncie una vacuna antes de las elecciones, un objetivo que se había fijado públicamente y que, dado su retraso en las encuestas, esperaba que aumentara sus posibilidades de un segundo mandato.

Más críticas a Biden

El presidente celebró luego otro evento en Florida y otro en Georgia, mientras que Biden llevó a cabo una campaña en el estado clave de Michigan para destacar los mismos errores que cree que Trump ha cometido en su manejo de la pandemia.

“Ayer (Trump) dijo en su sesión de televisión con los votantes que cambiamos la marea (sobre lo peor de la pandemia). No está desapareciendo, está subiendo de nuevo, está empeorando, como los expertos han predicho”, dijo el candidato demócrata en un discurso en Southfield.

Biden habló poco después de que se confirmara que los Estados Unidos han superado los 8 millones de infecciones con Covid-19 con más de 218.000 muertes, según el censo independiente de la Universidad Johns Hopkins.

El ex Vicepresidente de los Estados Unidos recordó que el 10 de noviembre, poco después de las elecciones, la Corte Suprema de los Estados Unidos celebrará una audiencia para decidir sobre el futuro del seguro de salud en el marco de la reforma de 2010 llamada popularmente Obamacare.

“Si Trump se sale con la suya, 20 millones de estadounidenses perderán su seguro médico”, advirtió Biden, quien advirtió que en un futuro sin el Obamacare, “las complicaciones a largo plazo de Covid se convertirán en la próxima ‘condición preexistente'” que muchas aseguradoras “rechazan”.

Por Lucia Leal, Agencia EFE

CB