Skip to content

Elecciones en los Estados Unidos: ¿Quiénes son los Chicos Orgullosos, el grupo al que Donald Trump le pidió que “vigilara”?

Son un grupo de extrema derecha, civiles armados, que el presidente convocó durante el debate presidencial del martes.

Elecciones en los Estados Unidos: ¿Quiénes son los Chicos Orgullosos, el grupo al que Donald Trump le pidió que

Elecciones en los Estados Unidos: ¿Quiénes son los Chicos Orgullosos, el grupo al que Donald Trump le pidió que "vigilara"?

En una noche marcada por el caos, los insultos y los golpes bajos, uno de los momentos más impactantes del primer debate presidencial entre Donald Trump y Joe Biden fue cuando el presidente en ejercicio de los Estados Unidos se negó a condenar explícita y rotundamente el racismo y el odio racial de la supremacía blanca.

En medio del intercambio, apareció el nombre de una organización: los “Chicos Orgullosos”.

Bajo la presión del moderador Chirs Wallace, Trump accedió a regañadientes a pedir al grupo que se detuviera después de que Biden los mencionara. “Muchachos orgullosos, retrocedan y estén atentos”, dijo el presidente antes de insistir nuevamente en que la violencia en el país era culpa de la izquierda.

aludió a la posibilidad de que estos grupos de civiles blancos armados salieran a actuar si los resultados de las elecciones de noviembre no salían como se esperaba.

Lejos de sentirse condenados, los miembros de los Chicos Orgullosos (una asociación de extrema derecha llamada grupo de odio) celebraron la mención de Trump en sus redes sociales.

“Nos retiramos y estamos en alerta, señor”, dijo un miembro que posteó en el grupo oficial del grupo, según el sitio web de Buzzfeed. La organización miembro del grupo en Seattle envolvió las palabras del grupo alrededor de su logo como si fuera un eslogan.

Por los “valores occidentales”

Fundada en 2016 por uno de los fundadores del sitio de noticias VICE, Gavin McInnes, Proud Boys se define como un grupo de “chovinistas occidentales” cuyo objetivo es difundir una agenda de “corrección antipolítica”.

Para McInnes y sus seguidores, los hombres, especialmente los blancos, son víctimas de una especie de campaña de persecución que amenaza con exterminarlos.

Mientras niegan fervientemente cualquier conexión con la Vieja Derecha, sus miembros están constantemente difundiendo memes racistas en línea, usando retórica anti-islámica y misógina, y han sido exhibidos públicamente junto con otras organizaciones de extrema derecha.

Por ejemplo, uno de los organizadores de la masiva manifestación de la extrema derecha en Charlottesville en 2017 fue un hombre llamado Jason Kessler, entonces miembro de los Chicos Orgullosos.

Recordemos que Donald Trump también se negó a condenar esta marcha, gritando “Unan a la derecha” y afirmando que había gente buena “en ambos lados”. La manifestación, en la que participaron miembros del Ku Klux Klan, antisemitas y milicias de derecha, terminó en un violento enfrentamiento y una muerte.

Heather Heyer, una mujer de 32 años, fue atropellada por el activista de derecha James Alex Fields, quien hirió a otras 19 personas con su auto. Kessler fue excluido de los “Chicos Orgullosos” por este episodio.

Según los analistas, después de Charlottesville McInnes trató de cambiar la “imagen” de su grupo y dejó de insistir tanto en el tema de la raza. Desde entonces, se ha centrado en lo que él llama “valores occidentales”.

El Centro Legal de la Pobreza del Sur, una agencia especializada en derechos civiles, los ha llamado un grupo de odio. En 2018, el FBI le dijo a la policía de Washington que los Chicos Orgullosos eran para ellos “un grupo con conexiones con el nacionalismo blanco”.

Los Chicos Orgullosos han participado en numerosos eventos de Pro Trump. En los últimos meses también han intervenido en marchas por la igualdad racial, siempre en oposición al movimiento Black Lives Matter.

En Portland, una de las ciudades más afectadas por las manifestaciones y los enfrentamientos, sus miembros aparecieron en varias marchas con carteles que decían estar “contra el marxismo” y otros que decían: “Apoya el Blues”.

La violencia en tales eventos es una marca registrada del grupo. Tusitala “Tiny” Toese, miembro de los “Chicos Orgullosos” que fue condenado en 2018 por golpear a un manifestante durante una marcha, fue visto de nuevo en los eventos de 2020, aunque se le prohibió asistir como parte de su castigo.

En 2019 dos miembros fueron condenados después de golpear a un miembro de la Antifa en Nueva York.

Los Chicos Orgullosos incluso tienen una especie de brazo armado, la llamada Orden Fraternal de Caballeros Alternativos (FOAK). Lejos de ser retórica, esta fuerza está formada por hombres más jóvenes que están dispuestos a golpear a sus rivales y a la policía.

ap