Skip to content

El gobierno avanza con el presupuesto de 2021 a pesar de que aún no ha obtenido el apoyo de Juntos por el Cambio

Esta tarde habrá una nueva reunión de la comisión en la que el Frente de Todos firmará el dictamen. Con las negociaciones terminadas, la iniciativa no se tomará hasta la semana que viene.

El gobierno avanza con el presupuesto de 2021 a pesar de que aún no ha obtenido el apoyo de Juntos por el Cambio

El gobierno avanza con el presupuesto de 2021 a pesar de que aún no ha obtenido el apoyo de Juntos por el Cambio

A pesar de los intensos diálogos entre el gobierno y la oposición, el Frente de Todos firmaría esta tarde la declaración para el presupuesto de 2021 sin estar acompañado por “Juntos por el Cambio”. Sin embargo, fuentes parlamentarias aseguraron a este diario que continuarán las conversaciones para tratar de acordar un mayor apoyo a la ley como una señal al FMI, el organismo con el que Argentina está negociando su deuda.

A principios de esta semana hubo una firma digital para el protocolo de telecontrol. El último acuerdo expira esta semana, y a diferencia del mes pasado, esta vez logramos llegar a un acuerdo con las centrales telefónicas. La próxima reunión será nuevamente mixta, aunque habrá más miembros de Juntos por el Cambio en la Cámara que del Frente de Todos. No se busca otro lugar para tratar el presupuesto, y no más de un tercio o menos de los miembros que componen este cuerpo legislativo estarían presentes en el Congreso. Juntos por el Cambio asumió que habría alrededor de 90 legisladores en el Palacio Legislativo, por lo que algunos se distribuirían entre los asientos y el resto entre los palcos.

El presupuesto 2021 es el primero del gobierno de Alberto Fernández, prevé un aumento de las obras públicas, prevé una inflación del 29% y un aumento del 5% del Producto Interno Bruto (PIB), además de un dólar a 102 pesos. Sin embargo, no incluye el IFE y el ATP, dos instrumentos de ayuda creados durante la pandemia para aliviar la situación laboral y económica.

El Comité de Presupuesto y Finanzas, presidido por Carlos Heller, fue convocado para esta tarde a las 15.00. El propio Heller esperaba siete días antes que el informe se firmara hoy. Mientras tanto, ha habido varias reuniones de diputados y senadores del Frente de Todos con funcionarios del Ministerio de Economía, los gobernadores de Juntos por el Cambio con el Ministro de Hacienda Raúl Rigo y con el Presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, y ayer por la tarde hubo una tercera reunión entre los diputados de esta fuerza política y los del gobierno. Hubo diálogo, pero no hubo acuerdo.

El Frente Popular se garantizó un quórum y una mayoría simple para la ley de leyes. El Gobierno Federal interbloqueado y la Unidad Federal de Desarrollo prometieron apoyo para que el gobierno no tenga problemas en aceptar la media sanción, y los peronistas del Estado de Córdoba darán su apoyo, especialmente después de que el Gobernador Juan Schiaretti asistiera al acto del 17 de octubre encabezado por el Presidente Alberto Fernández. En este contexto, los 116 votos de los Radicales, Macristas y “lilitos” de la Coalición Ciudadana no son necesarios para la votación, sino como un mensaje de fuerza política contra el FMI.

Hasta anoche, el interbloqueo de “Juntos por el cambio” decidió no firmar el fallo hasta que la lista de mociones que habían presentado al gobierno hubiera sido respondida afirmativamente, en particular el llamamiento de los gobernadores a una reactivación del fondo de la soja, una lista exhaustiva de obras y una distribución “justa” de los recursos.

“Estamos abriendo el diálogo, pero no vemos ningún margen de maniobra que justifique el acompañamiento a menos que logremos alguna conquista política importante, ya sea para las provincias, el pueblo o diversos sectores en general. No hemos logrado nada de esto, excepto los subsidios para el transporte terrestre, que es un requisito de muchos legisladores”, dijo el diputado Luciano Laspina (PRO) a este diario, que participa en las conversaciones. Otro hombre fuerte de la oposición dijo que no entendía “por qué no intentan conseguir un presupuesto con un mayor consenso”. Con una negociación abierta con el FMI y el único plan que tienen es el presupuesto, sólo tendrán los votos positivos de sus aliados habituales”, reflexionó.

La semana pasada, la posición del gobierno fue examinada con mayor detalle con la participación del presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; Raúl Rigo, Heller; y la secretaria provincial del Ministerio del Interior, Silvina Batakis, con los presidentes del bloque senatorial del Frente de Todos, José Mayans y Anabel Fernández Sagasti, y el presidente de la comisión de presupuesto, Carlos Caserio. Máximo Kirchner, jefe del bloque de diputados del Frente de Todos, representado por el diputado Heller, y la secretaria del bloque, Cristina Álvarez Rodríguez, no asistieron ese día.

Los funcionarios de

comparten una queja con la oposición sobre el aumento de los subsidios de transporte en las provincias. Este es uno de los pocos temas en los que la economía ha cedido hasta ahora.

La lista de solicitudes presentadas por Juntos por el Cambio incluye el copago del impuesto PAIS, el recargo del 30% sobre las compras de divisas para el acaparamiento y las compras en divisas; y la devolución del Fondo de la Soja, que Mauricio Macri desactivó y convirtió en otras partidas presupuestarias ante las protestas de intendentes y gobernadores.

Algunas de estas apelaciones fueron discutidas el jueves pasado en otra reunión por zoom y repetidas ayer por la tarde.

Los gobernadores Gustavo Valdés de Corrientes, Rodolfo Suárez de Mendoza y Gerardo Morales de Jujuy, y el ministro Martín Mura, en representación de Horacio Rodríguez Larreta. También estuvieron presentes Massa, Rigo, Batakis y Heller, junto con los jefes de los principales bloques de la oposición, Mario Negri y Cristian Ritondo por los diputados; los radicales Luis Pastori y Luciano Laspina (PRO) de Santa Fe por la Comisión de Presupuestos; y, entre otros, Humberto Schiavoni, jefe del bloque PRO en el Senado, y Esteban Bullrich, Vicepresidente de la Comisión de Presupuestos de la Cámara de los Lores.

En este contexto, solicitaron la aprobación automática de las provincias para las deudas locales, la ampliación de un fondo de compensación para el transporte (hoy en día, subsidios de 13.000 millones de pesos de un total de 90.000 millones de dólares en subsidios), el debate sobre el programa de emergencia financiera provincial y la definición de las características de un bono a medio plazo para la deuda provincial con el Fondo de Garantía de Sostenibilidad (FGS) con una tasa máxima de BADLAR del 15% y un subsidio por la diferencia que deberá pagar el Tesoro. Por último, señalaron la sustitución del FOFESO además de una lista de obras, una demanda común entre los gobernantes más allá de la esfera política. La lista de solicitudes incluía fondos para universidades y contribuciones del tesoro nacional (ATN)