Skip to content

Los frigoríficos piden señales claras del gobierno para fomentar las inversiones

Pidieron que se redujeran los derechos de exportación de la carne y que se retiraran las pieles crudas para su venta en el extranjero.

Los frigoríficos piden señales claras del gobierno para fomentar las inversiones

Los frigoríficos piden señales claras del gobierno para fomentar las inversiones

La Federación de Industrias Regionales Frigoríficas Argentinas (FIFRA) ha pedido al gobierno señales claras, alegando que hay mayores costos internos y pérdida de valor de los subproductos, lo que no eleva las expectativas de inversión.

Entre estas solicitudes, destacaron la reducción de los derechos de exportación de la carne, la retirada de las pieles crudas para su venta en el extranjero, las correcciones en la aplicación del IVA y la aprobación de pruebas rápidas para reducir los costos, entre otras cosas

“El trabajo continúa a buen ritmo, La oferta de carne de vacuno y de cerdo es buena y el nivel de suministro de carne al mercado interno y a las exportaciones es bueno, lo que es una buena noticia para el sector y la economía nacional”, comenzó Daniel Urcía, Presidente de la Fifra.

En los primeros 9 meses del año se registraron 10,5 millones de sacrificios de ganado y 5,23 millones de sacrificios de cerdos. Esto permite prever el sacrificio durante todo el año de más de 14 millones de reses y casi 7 millones de cerdos.

“Como dijimos, esto ayuda y soporta los mayores costos internos y la pérdida de valor de los subproductos, pero no genera expectativas de inversión”, dijo.

“Es alentador que el Consejo de Industrias Agropecuarias Argentinas y las autoridades nacionales tengan en su agenda el tema de la carne, pero a la vez es alentador que no se hayan reducido los aranceles de exportación porque un determinado sector del gobierno está preocupado por el impacto que esta medida podría tener en los precios del mercado interno, neutralizando y casi disuadiendo la inversión en este sector”, agregó.

Según el Presidente de la Fifa, el mercado interno está muy bien abastecido, con cantidades suficientes de carne de vacuno, cerdo y aves, con un consumo per cápita de más de 115 kg/habitante al año (52 para la carne de vacuno, 48 para la de aves y 17 para la de cerdo).

“Esto permite que los precios se ajusten de acuerdo con las leyes de la oferta y la demanda, sirviendo tanto al mercado nacional como al de exportación”, dijo.

La mejor demostración, dijo, era lo que había sucedido en el sector porcino. El valor de la carne de cerdo se recuperó significativamente después del aumento del valor del maíz, pero las ventas no se redujeron. “Algo similar debería ocurrir cuando la granja ajusta sus precios al alza para corregir los altos costos de invernada y alimentación con la correlación correspondiente en el precio de la carne a nivel de carnicería”, concluyó.

Después de los problemas para entrar en St. Los conductores autonombrados de Louis dicen que están “esclavizados”