Skip to content

Coronavirus en Argentina: 102 nuevas muertes y 5.929 casos positivos reportados en las últimas 24 horas

Es el quinto día consecutivo con más de cien muertos. La provincia de Buenos Aires reportó casi 4.000 infecciones, el 66% de los positivos del día, mientras que la ciudad reportó 1.142.

Coronavirus en Argentina: 102 nuevas muertes y 5.929 casos positivos reportados en las últimas 24 horas

Coronavirus en Argentina: 102 nuevas muertes y 5.929 casos positivos reportados en las últimas 24 horas

El día que se confirmó la extensión de la cuarentena en el Área Metropolitana, el Ministerio de Salud de la Nación confirmó 102 muertes y 5.929 nuevos casos de coronavirus en el país este viernes. Aunque una disminución significativa con respecto al récord de ayer, este es el quinto día consecutivo con más de 100 víctimas.

Desde el descubrimiento de la primera infección a principios de marzo, 191.302 personas han sido infectadas y 3.543 han muerto en Argentina.

La mañana anterior al anuncio del Presidente Alberto Fernández en Olivos, el Ministerio de Salud había informado de la muerte de 25 personas (13 hombres y 12 mujeres), diez de las cuales se encontraban en la provincia de Buenos Aires, trece en la ciudad, una en Río Negro y otra en Santa Cruz.

Posteriormente se sumaron 77 muertes: 50 hombres (38 del área de Buenos Aires, nueve de la CABA, dos del Chaco y uno de Entre Ríos) y 25 mujeres (17 del PBA, cuatro de Ciudad, cuatro de Ciudad, una de Mendoza, una de Río Negro, una de Santa Fe y una de Chubut) y dos muertes en la provincia donde no se especificó el sexo.

La tasa de mortalidad es de 76 personas por millón de habitantes y la edad media de las víctimas es de 75 años.

Una vez más, la provincia de Buenos Aires registró el mayor número de nuevas infecciones con 3.911 informes positivos, casi el 66% de los infectados ese día. Por lo tanto, ya ha registrado 114.573 casos.

Mientras tanto, la ciudad reportó 1.142 y estaba a menos de 300 de más de 60.000 infecciones.

El resto de los casos positivos confirmados en las últimas 24 horas se distribuyeron entre Jujuy (238), Mendoza (124), Córdoba (108), Río Negro (104) y Santa Fe (63), Chaco (58), La Pampa (42), La Rioja (36), Neuquén (35), Santa Cruz (25), Tierra del Fuego (12), Entre Ríos (9), Tucumán (8), Salta (7), Misiones (6), Corrientes (3) y Chubut (1).

No se reportaron nuevos casos sólo de Catamarca, Formosa, San Juan, San Luis y Santiago del Estero. Incluso estas tres últimas provincias dedujeron un caso infectado de su número total.

Según cifras oficiales, el jueves se tomaron 16.685 nuevas muestras y se han realizado 707.508 pruebas diagnósticas de la enfermedad desde el inicio del brote, lo que representa 15.591,9 muestras por millón de habitantes.

El índice de positividad, que mide el número de casos detectados en las pruebas realizadas, fue de 43,4% para el promedio nacional, 35,3% para la ciudad y 52,1% para la provincia de Buenos Aires.

A su vez, afirmaron que la edad media de los infectados es de 40 años y que el 7,3% de los casos son trabajadores de la salud.

De las aproximadamente 100.000 personas que sufren la enfermedad, 1.104 permanecen en cuidados intensivos, principalmente en el AMBA. Allí la tasa de ocupación de camas en este sector alcanzó el 65,5%, mientras que en el resto del país es del 55,3%.

Del total de casos confirmados hasta el momento, 1.122 (0,6%) han sido importados, 54.915 (28,7%) se deben a contactos cercanos de casos confirmados, 104.695 (54,7%) están circulando en la comunidad, y el resto están bajo investigación epidemiológica.

Al encabezar el informe emitido por la Autoridad Sanitaria para presentar la situación epidemiológica, la Ministra de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, señaló que la disminución proporcional de nuevos casos reportados por el AMBA (de 95% a 87% en los últimos días) se debe al mayor aporte de casos positivos de jurisdicciones como Jujuy y Córdoba.

Por otra parte, el funcionario destacó que el esfuerzo social de los argentinos ha servido para desarrollar el sistema de salud y que esto ha llevado a una adecuada capacidad de respuesta y a una tasa de mortalidad “relativamente baja” en comparación con otros lugares de América y del mundo.

“(El esfuerzo) fue importante para permitir que el sistema de salud continuara expandiéndose y aumentando en un 40% el número de camas de terapia, ventiladores, personal y todos los instrumentos necesarios para cuidar de una persona”, añadió en la unidad de cuidados intensivos.

También estimó que este tiempo se utilizó para proporcionar nuevos hospitales modulares para que se pudieran fabricar equipos de protección personal en el país y los investigadores pudieran desarrollar diversas pruebas de diagnóstico y explorar alternativas para el tratamiento de la enfermedad.

Sobre este último punto, recordó que el 24 de julio del año pasado la ANMAT aprobó un ensayo clínico de un suero hiperinmune producido por la inyección de una proteína del coronavirus en caballos, que produce “anticuerpos neutralizantes” a la enfermedad.

“Esta neutralización fue certificada en Malbrán y si podemos demostrar que tiene un efecto positivo en la reducción de la propagación (de Covid-19) en los cuerpos de los humanos, será una herramienta importante”, explicó Vizzotti.

Por lo tanto, subrayó que “cada día que se alcanza el sistema de salud es un día dado a la ciencia”.