Skip to content

Un empleado del Senado dio positivo en el test de coronavirus

La mujer trabaja en el sector de la seguridad y sólo tuvo contacto con otros dos colegas.

Un empleado del Senado dio positivo en el test de coronavirus

Un empleado del Senado dio positivo en el test de coronavirus

Una funcionaria del Senado fue examinada por coronavirus, con resultados positivos, pero su condición no es grave y es asintomática.

El funcionario legislativo trabaja en el sector de la seguridad del Senado y, según información oficial, sólo se ha mantenido en contacto con otros dos colegas que también gozan de buena salud.

Estas dos personas serán analizadas en las próximas horas para confirmar o descartar que han sido infectadas.

La persona infectada ocupa un puesto permanente en el Palacio de la Legislación, sin contacto con los senadores o las autoridades de la Cámara de Representantes.

Fuentes de la presidencia del Senado también declararon que la empleada se encuentra en buen estado de salud y que la última vez que asistió a su puesto fue el miércoles pasado cuando se realizó la última sesión por videoconferencia para discutir el proyecto de ley de la investigación bicameral de la deuda de Vicentin con el Banco Nación.

El caso del funcionario del Senado se ha sumado en las últimas horas al del diputado de la oposición Julio Sahad, que asistió a la sesión del jueves en la Cámara de los Comunes.

El 11 de abril, una mujer de la limpieza del Senado Nacional había muerto.

Después de su muerte se confirmó que tenía coronavirus. La última vez que estuvo en el trabajo fue el 6 de marzo. Sufría problemas de salud preexistentes y estaba de baja por enfermedad desde esa fecha.

Además, el 9 de junio se confirmaron y aislaron rápidamente otros dos I-positivos (un hombre y una mujer) que trabajaban como limpiadores en la cámara baja, así como otros siete trabajadores que tenían un contacto “cercano” con ellos.

Aparte de estas situaciones, tanto los diputados como el Senado llevaron a cabo operaciones de limpieza profunda en el edificio del Congreso y en las dependencias de las dos cámaras.

El lunes se llevó a cabo una “exhaustiva” desinfección con “equipo de volumen ultra bajo (ULV)”. Todas las superficies de salones, salas de estar y oficinas se rociaron con un “desinfectante a base de amonio cuaternario de alto efecto germicida y eficacia probada contra el Covid-19”.

Para estas operaciones, que se realizan diariamente desde el 16 de marzo, se utiliza un desinfectante inofensivo e inodoro para el ser humano y que tiene un efecto residual de 12 horas después de su aplicación.

Fuente:

Télam